Un recorrido por las redes sociales nos acerca a los serios problemas de higiene en toda Cuba y la nula gestión del gobierno para poner freno a un mal que parece no tener fin