Tomado de AP: La NBA dio a conocer el martes los protocolos tentativos de salubridad para los equipos en la nueva temporada, durante la que aquellos jugadores no vacunados tendrán que someterse a pruebas más frecuentes y enfrentarán más restricciones respecto de sus compañeros inmunizados.

Entre esas limitaciones, los jugadores si vacunar no podrán comer en las mismas salas que sus compañeros y personal inmunizado, y sus casilleros deberán estar alejados de aquellos pertenecientes a quienes sí recibieron la inoculación.

Además, tendrán que portar mascarillas y mantenerse a dos metros de distancia del resto de las personas en las reuniones del equipo.

Igualmente, los jugadores no vacunados tendrán que “mantenerse en sus residencias cuando estén en sus ciudades”, se informó a los equipos en un borrador de las reglas, del que The Associated Press recibió una copia. También tendrán que mantenerse en las instalaciones del hotel cuando estén de visita.

En ambos casos hay excepciones permisibles —como ir a la tienda o llevar a los hijos a la escuela, precisa AP.

Los jugadores no vacunados no tendrán permitido visitar “lugares de alto riesgo”, indicó la NBA. Esa categoría incluye restaurantes, bares, clubes, centros de espectáculos y reuniones bajo techo.

Dos días despues la decisión trascendio a los fanaticos que TAMPOCO podrán entrar a los estadios a menos que esten vacunados (obvio para demostrarlo deberan portar una tarjeta de vacunación).

Como pueden analizar se repite la fórmula de la Bestia:

Yo No tú Sí.