Los peores hijos de las dictaduras

Agente Bruno abusador de mujeres y hombres
Agente Bruno abusador de mujeres y hombres
Los esbirros son los peores hijos de las dictaduras. Ellos son capaces de hacer cualquier tipo de bajeza siempre que complazcan con eso al mando superior. No distinguen sexo ni raza a la hora de arremeter contra el “enemigo que el jefe les asigne”.

En los últimos meses decenas de esbirros han salido a cumplir la orden del General y las acciones de ellos están encaminadas a sofocar cualquier intento de reunión masiva en los pueblos para evitar que se les sumen las masas descontentas.

En las últimas semanas han ocurrido más de 250 arrestos en el Oriente del país mientras que en La Habana la cifra en igual temporada podría superar los 200. Las víctimas son mujeres y hombres que se reúnen en un parque o van a las iglesias a la misa dominical.

Tanto en la capital como en Oriente se reportaron hechos violentos este mes que pasó por parte de los represores al detener a activista y opositores.

Agente Wilber
Agente Wilber
El apuro de los terribles secuaces por sacar a los “protestantes” de la mirada pública llevó a los represores a cometer abusos y humillaciones de todo tipo.

La violencia de los esbirros es mayor en los pueblos que están más alejados de la capital porque allí hay menos posibilidades de que la prensa acreditada y el flujo de turistas ponga mas atención o se aparezca con una cámara a “inmortalizarlos”.

Semanas atrás escuche desde “Cuba adentro” testimonios mujeres y hombres de cómo operan por estos días los agentes”.

“Nos dieron patadas, piñazos, nos arrastraron, empujaron y tiraron al piso con fuerza” son algunos de las palabras usadas por las víctimas, son algunos de los relatos.

Los esbirros han actuado así contra personas indefensas porque tienen la orden del General de aterrorizarlos para que se asusten y no sigan saliendo a las calles.

El descontento es tal que no difícil predecir qué pasaría si alguien grita Comida para el pueblo o piden que les vendan las cosas con la misma moneda que les pagan sus míseros salarios y la gente se sume para apoyar.

Tanto el General como el Comandante cuando llegaron al poder se encargaron de que todos aquellos que apoyaron las decisiones del que gobernaba el país en aquel momento (me dijeron en las clases de Historia que se llamaba Fulgencio Batista y que llegó al poder por vías nada democráticas) respondiera ante la ley “que ellos trazaron” de inmediato.

En esa época que Batista salió del país hubo ajustes de cuentas a varios de los que cumplían órdenes desde el poder. La justificación para proceder fue “porque eran esbirros de aquella dictadura y torturaron, golpearon y maltrataron a los jóvenes opositores que hicieron la contra al poder desde la clandestinidad y en la lucha armada en las montañas.

Agente Julio
Agente Julio

¿Qué cubano que haya vivido luego de 1959, no ha escuchado, por ejemplo, el nombre de Esteban Ventura, se preguntaba José Daniel Ferrer en un artículo que escribió hace unos días.

Casi sesenta años después de esa etapa sombría de nuestra historia patria los cubanos enfrentamos un capítulo de horror e injusticia en el que bien pudiéramos preguntar ¿es lo mismo pero al revés?

Sé que mi amigo Armando de Armas me dirá. No, no es lo mismo porque Batista no ordenó fusilar cientos de opositores, ni puso a un país a pasar hambre y necesidades por medio siglo.

Yo coincido con él pero a donde quiero llevar mi análisis ahora no es al General que estuvo en el poder por un tiempo para nada comparable con la familia Castro Ruz.

Mi acusación hoy es a los esbirros y tontos útiles que se han prestado para hacer el trabajo sucio por orden del General que ahora ejerce el poder en la isla.

II

 Dainier Suárez Pagán
Dainier Suárez Pagán
Como ya algunos nombres de esos tipejos represores circulan por varios sitios de Internet me parece válido mostrar fotos de esos secuaces y algunos segmentos donde José Daniel Ferrer describe características de los represores.

Se han podido obtener imágenes de los agentes Bruno, Julio Fonseca y Wilber que forman parte del grupo de abusadores. Pero uno de los más infames esbirros de los Castro en la provincia Santiago de Cuba es conocido como Dainier Suárez Pagán. Vive en el municipio San Luis. Ese cobarde ha golpeado con objetos contundentes, y siempre acompañado de otros esbirros, a muchos opositores pacíficos de esta provincia del Oriente cubano. Durante los últimos meses Suárez Pagán viene rompiendo los records de sus colegas más violentos en las provincias orientales.

Rulizán Ramírez
Rulizán Ramírez
La última víctima de Suárez Pagán fue el activista de UNPACU Rulizán Ramírez Rodríguez. Este joven de Palma Soriano tiene licencia de ̈trabajador por cuenta propia ̈ y vende sus productos por varios pueblos de la región.

El pasado jueves 26 de febrero Suárez Pagán fue el represor más violento en un asalto dirigido por la Policía Política contra una treintena de miembros de nuestra organización prodemocrática en la ciudad de Ramírez Rodríguez.

Durante el violento asalto Suárez Pagán golpeó brutalmente a varios activistas. Mientras daba puñetazos a Rulizán Ramírez este esbirro castrista le decía: ̈Cuando te coja en San Luis vendiendo algo te voy a partir la cabeza ̈. Y eso fue lo que hizo el miércoles 4 del presente mes. Junto a otros esbirros de la dictadura agredió al joven palmero y le causó hematomas en el cuerpo y una herida en la cabeza.

Yriade Hernández Aguilera, Coordinador de UNPACU en Santiago de Cuba también resultó herido en la cabeza por un golpe dado por la espalda por Suárez Pagán. El 5 de diciembre del 2014 varios activistas de UNPACU del municipio Mella fueron golpeados y heridos por Suárez Pagán y otros esbirros sedientos de sangre. Ese día destruyeron un humilde hogar y luego llevaron a los opositores golpeados a las lomas de Pinar Redondo y allí les pusieron pistolas en la cabeza mientras los desnudaban y humillaban.

Larga es la lista de activistas de ambos sexos que han sido golpeados por este agente que repite constantemente que está deseoso de que le den la orden de matar. Dice también que a él le gusta violar los derechos humanos y que es más malo que el diablo.

También los agentes Bruno, Julio Fonseca y Wilber forman parte de ese grupo de abusadores.

Anuncios

Autor: Idolidia Darias

Periodista cubana radicada en Miami desde 2004. Estudió Lengua y Literatura en el Instituto Superior Pedagógico Félix Varela en Santa Clara, Villa Clara, Cuba. Autora del libro “Escambray, la historia que el totalitarismo trató de sepultar” y coautora de “Cuba: desplazados y pueblos cautivos”. Es autora del blog

Un comentario en “Los peores hijos de las dictaduras”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s