La otra cara del acto de repudio

Al otro lado de la frontera está la casa del repudiado, de las víctimas. Y están las huellas que deja esta guerra silenciosa e inducida, desde el poder, para enfrentar a hombres y mujeres de la misma calle, del mismo pueblo.

Luis Felipe Campos (menor de edad) hijo de Licet Zamora ambos muestran los golpes y maltratos.
Luis Angel Bermudez Zamora hijo de Licet Zamora tambien golpeado y maltratado
Casa de Licet Zamora luego de un acto de repudio. Santa Clara, Villa Clara
Luis Felipe Campos huella de maltratos

Anuncios

Autor: Idolidia Darias

Periodista cubana radicada en Miami desde 2004. Estudió Lengua y Literatura en el Instituto Superior Pedagógico Félix Varela en Santa Clara, Villa Clara, Cuba. Autora del libro “Escambray, la historia que el totalitarismo trató de sepultar” y coautora de “Cuba: desplazados y pueblos cautivos”. Es autora del blog

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s